Los niños no mienten - Los mejores chistes

Un hombre sufre un accidente con su coche y por lo grave del siniestro lo llevan al hospital. Pasan unos días y recibe la visita de un amigo que va al hospital a verlo pero que lleva a su hijo pequeñín con él. Los amigos estaban charlando sobre lo bien que se encontraba el enfermo y el niño va tocando varias veces los pies del enfermo con curiosidad y diciendo en voz alta:

- Uno, dos, que raro...

Los amigos siguen conversando, pero pocos minutos después el niño vuelve a hacer lo mismo y el hombe enfermo ya algo incómdo y a la vez curioso le pregunta al niño:

- Ey niño, ¿qué haces tocando y contando mis pies?

- Pues estaba contando sus pies y parece que tiene los dos.

- Y claro que tengo los dos, ¿cuántos querías que tuviera?

- Es que mi papá dijo que hoy había que venirlo a ver usted porque ya tenía un pie en el otro mundo, pero al final tiene acá los dos.

Frase:

La vida no te da golpes que no puedas soportar te da los necesarios para demostrar fuerza de voluntad.